Un sector que pisa fuerte - ESTE AÑO SE PRODUCIRAN 115 MILLONES DE PARES DE CALZADO ( segun la oposicion el pais esta paralizado y aislado entonces a quien carajo le estan vendiendo...)

a quien carajo se le vende si esta todo mal y encima aislados del mundos o noooooo epa....

Además del avance en la producción, se registró un importante proceso de sustitución de importaciones. Mientras en 2001 se fabricaron 36 millones de pares y se importaron 25 millones, en 2010 la importación fue de 23 millones de pares.

La sustitución de importaciones en el sector de calzado generó que la proporción de artículos adquiridos en el exterior sobre el total producido a nivel local disminuyera del 63,9 por ciento en 2001 a 21,7 por ciento en 2010. Parte de ello se explica por la instalación de empresas extranjeras en el ámbito local, entre las cuales se destacan algunas brasileñas. En diálogo con Página/12, el director ejecutivo de la Asociación Brasileña del Calzado (Abicalçados), Heitor Klein, explicó que uno de los principales factores que determinó la decisión de invertir en el país fue la aplicación de licencias no automáticas de importación por parte del Gobierno. Klein aseguró que “la apreciación cambiaria en Brasil está siendo muy perjudicial para la industria del calzado”.
Este año se producirán 115 millones de pares de calzado, según las estimaciones del sector, un incremento anual de 8,5 por ciento y de 188 por ciento respecto de 2003. Además del avance en la producción, se registró un importante proceso de sustitución de importaciones. Mientras en 2001 se fabricaron 36 millones de pares y se importaron 25 millones, en 2010 la importación fue de 23 millones de pares, lo que supone una fuerte reducción de la participación de la industria extranjera en el mercado.
“Las grandes marcas de calzado deportivo como Adidas, Nike, Reebok, Converse y Olympikus comenzaron a producir localmente, también reabrió Topper”, argumenta Horacio Moschetto, secretario de la Cámara del Calzado (CIC). Algunas de las empresas que fabrican estas marcas son brasileñas, ya que importantes firmas del país vecino se instalaron en Argentina en los últimos años. De todas formas, el diseño del producto (parte del proceso productivo con mayor valor agregado) se realiza en las casas matrices. El mismo calzado fabricado en el país vecino se vende aquí, por lo cual no hay una intención de complementar las líneas de producción, sino ganar en cercanía al consumidor y procurar aumentar su cuota de mercado.
Brasil produce anualmente 893 millones de pares de calzado, de los cuales 143 millones se exportaron en 2010. Es el tercer productor y el sexto exportador mundial. Heitor Klein, de Abicalçados, cámara que nuclea a los empresarios del sector en Brasil, explica que “las empresas brasileñas se instalan en Argentina porque les es rentable. Hay que reconocer que es consecuencia de la manera en que Argentina desarrolla su mercado interno e introduce trabas a las importaciones, como las licencias no automáticas de importación”. Las licencias complican la operatoria importadora, de modo que las firmas prefieren instalarse y producir en forma local. Las empresas brasileñas sólo producen para el mercado interno, aunque Klein no descartó que en un futuro también exporten.
Según datos de Abeceb.com, el 42 por ciento de la producción de calzado es valor agregado, cuando el promedio industrial es del 29 por ciento. Sin embargo, referentes del sector explicaron que el valor agregado por las empresas brasileñas puede ser menor, debido a que en algunos casos la fábrica local opera como una armaduría de partes importadas.
Klein también criticó la política cambiaria del país vecino. “La apreciación del real está afectando muy fuertemente a la industria. Las exportaciones han bajado en los últimos 30 meses por un total de 1400 millones de dólares y las importaciones, que ahora son muy baratas, crecieron un 30 por ciento”, señaló. También admitió que los casos de conflicto comercial bilateral “son muy puntuales”.
El calzado emplea en el país a unos 70 mil trabajadores en forma directa e indirecta, según datos de la cartera industrial. Sin embargo, empresarios admiten que la informalidad laboral en el sector es del 40 por ciento, por encima del promedio de la economía.

nota original

Entradas populares